La Asociación de Mujeres Periodistas y Escritoras de Puebla (AMPEP) entregó por segundo año consecutivo la presea ALBA 2022 a siete poblanas destacados en la defensa de los derechos humanos, el activismo y la cultura e incluyó a un hombre periodista por su trabajo en la defensa de los derechos del gremio.

En la Comisión de Derechos Humanos (CDH) estatal se dieron cita para recibir la presea la maestra artesana de textiles de lana Teresa Lino Bello, de la organización Tamachij Chihuatl de Hueyapan, defensora de la identidad, arte y talento de las mujeres indígenas y la Dra. Patricia Olamendi Torres, directora del Instituto de Formación de Justicia y Derechos Humanos e integrante de ONU Mujeres, es una de las abogadas más influyentes del país.

También fue reconocida la doctora Hilda Guyot Le Blanc, primera abogada en recibir una patente como Notaria Pública en el estado de Puebla y a la escritora y ex presidenta de la AMPEP, Maite Colchero Garrido, por dedicar su vida al estudio de las letras y a la academia en las principales universidades del estado.

La maestra en Antropología Iberoamericana, Tatiana Méndez Bernaldez y Mejía fue galardonada por ser difusora internacional de la cultura y la presencia de los pueblos nahuas de Puebla. Por encontrarse radicando en Salamanca, España, en dónde realiza estudios, su madre la periodista Gloria Mejía recibió la presea.

El periodista Ricardo Carmona de Jesús, fue reconocido por su defensa en los derechos de sus colegas, así como por la capacitación que brinda a través de la Asociación de Periodistas, Reporteros Gráficos y Comunicadores de Puebla (ASPEC).

La activista transfeminista Cinthya Gabriela Chumacero Rodríguez defensora LGBTTTQ+ fue galardonada por su defensa a los derechos humanos no solo de su comunidad, sino de trabajadoras sexuales de la tercera edad y de infancias trans. Esta es la primera ocasión que AMPEP galardona a una persona de la comunidad Lésbico, Gay, Bisexual, Transexual, Travesti, Transgénero y más.

Chumacero Rodríguez en representación de las galardonadas hizo uso de la palabra para agradecer que las periodistas y escritoras entreguen reconocimientos a todo tipo de mujeres, incluyendo a las que históricamente han sido discriminadas, al tiempo de señalar lo necesario que es que los medios de comunicación no sigan agrediendo a “sus hermanas” con titulares transfóbicos y homofóbicos.

En su intervención la presidenta de la AMPEP Puebla, Leticia García Polo, resaltó la importancia de dar reconocimiento en vida a las personas que luchan por la defensa de los derechos humanos, incluidos los periodistas.

Además, hizo un recuento de las destacadas mujeres que han sido reconocidas desde 1996, que se fundó la asociación, con diferentes nombres de reconocimientos, así como recordó la labor de las diferentes ex presidentas de la AMPEP encontrándose presentes la periodista Josefina Zárate López, una institución del periodismo en Puebla.

En el caso de la presea ALBA surgió en 2021 como una idea de García Polo para fortalecer el espíritu de los defensores de derechos humanos, activistas y periodistas en época de pandemia. El año pasado se entregó en dos etapas y entre las personas reconocidas estuvo la activista feminista Olimpia Coral Melo.

En tanto que el presidente de la CDH estatal, Félix Cerezo Vélez resaltó que la comisión tiene las puertas abiertas para recibir a todos los que trabajan por la defensa de los pueblos originaros, de las mujeres, de los periodistas y todas la cusas que cobija el activismo.