Para preservar y comercializar las 70 variedades de maíz que se producen en Ixtenco, Tlaxcala, lo principal es fomentar su consumo mediante la difusión de los nutrientes que ofrece cada especie, comentó Vicente Ortega Cristóbal, productor independiente.

También, es necesario que se realice un estudio para identificar los nutrientes y la cantidad que contienen cada uno, así como su utilidad para captar un mercado específico de acuerdo a las necesidades de los consumidores, expresó en entrevista.

Aunque la falta de estos estudios y de difusión conlleva a afianzar el monopolio de cultivos que requieren de fertilizante; programa que atiende el gobierno a través de programas pero que dejan fuera a los productores de maíz nativo.

Ortega Cristóbal, indicó que los productores han asumido está actividad como un compromiso con su con su herencia cultural.

El productor independiente de este bastión otomí del estado, indicó que mantienen una lucha constante con las nuevas técnicas “que nos hace más pasivos, conformistas, trabajar menos”.

Y es que, aunque implica tiempo y trabajo el cultivarlos “de manera agroecológica, más tiempo para conservarlos limpios en comparación con monocultivos que una sola aplicación (de fertilizante) nos despreocupa el resto del ciclo".

De paso, resaltó que el uso de fertilizantes y pesticidas además de dañar el sueño, también merman la variedad de maíz y por consiguiente los diferentes usos que tienen de acuerdo con sus características.

De modo que en el municipio de Ixtenco han trabajado para preservar sus técnicas para cuidar las 70 variedades y 20 razas que se dan en el municipio.

Que, aunque por su poca demanda se producen pocos “caemos en la ley de oferta y demanda, lo hacemos más por arraigo cultural, por herencia de lucha y querer dejar algo benéfico a las generaciones que vienen. No todos lo ven así hay quienes solo quieren dinero sin ver si afectamos tierra y aire. Todo se mueve así pero no vemos las afectaciones", observó.

Además de lo anterior se carece de una falta de coordinación entre los productores de Ixtenco pues se ha dejado de lado el trabajo en equipo y lo hacen de forma individual.

ma