El gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta “no ve mal” que se solicite el certificado de vacunación contra COVID19 para poder entrar a restaurantes o estar en lugares públicos, como sucede en Europa o en Cancún, Quintana Roo, y Mazatlán, Sinaloa.

A la par, consideró necesario que las personas que reciban vacunas deben realizarse pruebas de anticuerpos para descartar fallas en las dosis y, en caso de carecer de esta defensa, solicitar a los gobiernos federal y estatales otra inoculación para estar protegidos.

Para el mandatario, las personas que reciben las vacunas contra coronavirus amplía los derechos para estar donde sea, con sus restricciones; en tanto, quienes no han recibido sus dosis, “deberían asumir que no pueden estar en estas condiciones”.