Las obras ejecutadas en el Centro Histórico de Puebla son innecesarias y más porque existe una crisis de salud llamada COVID-19, que afecta a los empresarios de la zona que no logran repuntar sus ventas desde hace un año.

Así lo declaró el candidato Eduardo Rivera Pérez, abanderado común del Partido Acción Nacional (PAN), Partido de la Revolución Democrática (PRD) y Partido Revolucionario Institucional (PRI), tras un recorrido que hizo por la Unidad Habitacional de La Margarita.

En este sentido, lamentó que en el Centro Histórico de Puebla no exista diálogo con los empresarios formales, que de manera anual están obligados a pagar sus impuestos a la comuna para seguir operando.

Prometió que de ganar las elecciones del 6 de junio, pugnará para garantizar una mejor movilidad en el primer cuadro de la ciudad, donde mejorarse la economía de la ciudad en medio de la crisis de salud.

Sobre el recorrido en La Margarita, ciudadanos y locatarios se acercaron para platicar con el panista sobre temas de inseguridad y promesas incumplidas por la presente administración municipal.

En este sentido, dijo que su programa Ciudad de 10, también abarcará rehabilitar zonas como la Flor, San José Xilotzingo, El Carmen Gastronómico, Villa Frontera, San Pedro, San Jorge, Volcanes del Sur, Loma Bella, Bosques de San Sebastián y Agua Santa, esto en su primer día de administración.