China ha descubierto por primera vez un nuevo mineral en la Luna: se llama Changesite-(Y) y que supone el sexto mineral hallado por la humanidad en aquel satélite terrestre.

El material se identificó a partir de los mil 731 gramos de muestras lunares que la misión Chang’e-5 trajo a la Tierra en 2020, las únicas en los últimos 44 años.

El hallazgo convierte al gigante asiático en el tercer país en identificar un mineral desconocido en la Luna, algo que ya habían logrado Estados Unidos y Rusia.



Dong Baotong, vicepresidente de la Autoridad de Energía Atómica de China, divulgó el nombre del descubrimiento, un mineral de fosfato en cristal columnar encontrado en partículas basálticas lunares, según el diario Global Times.

Dicho material tiene el potencial de ser una futura fuente de energía, debido a su contenido de helio-3, un potencial combustible para la fusión nuclear.

El helio-3 es un isótopo estable y no radiactivo y los científicos han considerado que podría utilizarse como combustible en los futuros reactores de fusión nuclear, ya que no produciría residuos peligrosos, inconveniente actual de las centrales de fisión nuclear.

Por desgracia, el helio-3 es extremadamente raro en la Tierra, y si la fusión se convirtiera en una fuente de energía viable, podría verse limitada por su escasa abundancia; sin embargo, es bastante más común en la superficie lunar, lo que convierte a la Luna en un objetivo atractivo para su extracción en preparación de la energía del futuro.

La Comisión de Nuevos Minerales, Nomenclatura y Clasificación de la Asociación Minerológica Internacional ha avalado el hallazgo, logrado a partir de las muestras recogidas por la misión Chang'e 5 de la superficie lunar en 2020, las primeras obtenidas en cuatro décadas.



Los científicos destacaron que el material recogido por la misión lunar de China y las investigaciones desarrolladas a partir de éste tienen gran importancia a la hora de comprender el origen y evolución de la Luna, así como las posibilidades para utilizar sus recursos de forma efectiva.

El programa Chang'e comenzó con el lanzamiento de una primera sonda en 2007. Le debe su nombre a la encantadora dama Change, que vive legendariamente en la Luna con un lindo conejo en la mitología tradicional china.

Los científicos creen que podría ser un buen regalo para los chinos cuando se acerque el Festival del Medio Otoño, así como para todos los seres humanos, especialmente la generación más joven, para inspirar su curiosidad y pasión por la investigación científica y las aventuras astronómicas.

Además del nuevo mineral Changesite, otros importantes logros de investigación científica, incluido el contenido y las condiciones de extracción de helio-3, y las partículas de hierro en nanofase en el suelo lunar, también se basan en estas muestras.