La Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA) publicó una imagen del globo terráqueo en donde se evidencia la ola de calor en tonalidades amarillas y naranjas debido a las altas temperaturas que se están presentando en gran parte del hemisferio occidental del planeta.

La ola de calor afecta principalmente a países de Europa y se extiende por los continentes de África y Asia, y ha sido captada por los satélites que orbitan el planeta Tierra y muestran un escenario catastrófico. En la imagen compartida se observan tonalidades en amarillo y rojo intenso en lugares en donde las temperaturas han superado los 40°centígrados.

Los especialistas aseguran que la ola de calor es productor de los efectos del cambio climático, ya que las emisiones de gases de efecto invernadero incrementan su intensidad, duración y frecuencia.

Este tipo de olas de calor serán cada vez más frecuentes e incluso más intensas al menos hasta 2060, advirtió este martes la Organización Meteorológica Mundial (OMM).

"Este tipo de olas de calor serán normales o incluso habrá más fuertes", advirtió el secretario general de esa agencia de la ONU, el finlandés Petteri Taalas, en rueda de prensa para analizar la actual situación en Europa.

El máximo responsable de la OMM expresó al respecto su deseo de que la actual ola de calor sirva de "llamada de atención" a un mundo no siempre concienciado del todo ante la lucha contra el cambio climático, aunque reconoció que la preocupación social es mayor que hace décadas.

"En los años 80, cuando se empezó a hablar del cambio climático, se veía como algo teórico, mucha gente no creía en los escenarios que planteábamos, pero hemos sido capaces de demostrar que están produciéndose, y los estudios sobre el impacto están siendo otra llamada de atención", añadió el finlandés.

Con información de Expansión.

ma