Habitantes de las nueve comunidades del municipio de San Juan Totolac mostraron su rechazo a la creación del organismo público descentralizado de la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado (Capamt) de la demarcación, con lo que aseguran el Ayuntamiento está violando el derecho humano al agua.

En entrevista, las personas inconformes que se dieron cita en el Congreso del Estado mencionaron que el acuerdo de cabildo para la conformación del organismo operador del agua en Totolac se dio en el año 2019, pero fue el pasado 12 de noviembre del 2020 cuando los integrantes de la LXIII Legislatura autorizaron su creación lo que generó descontento entre la población porque advierten que el servicio será descentralizado.

Dijeron que el presidente municipal de Totolac, Giovanni Pérez Briones en ningún momento consultó a la población respecto a ese cambio en el sistema de distribución, administración y racionalidad del agua así como del alcantarillado, pues de manera cotidiana eran las comunidades las que trabajan en la dotación de los servicios en los términos que establece el reglamento municipal.

Argumentaron que el Ayuntamiento argumentó que con la creación del organismo descentralizado se observa lo establecido en la Ley de Aguas del Estado de Tlaxcala, la cual señala que el organismo operador tendrá amplias facultades, violando con ello el derecho humano al agua, además de que podría darse un incremento a la tarifa mensual por el abasto del vital líquido, así como empeorar la situación actual de varias comunidades que solo tienen acceso al agua potable de vez en cuando.

“Venimos al Congreso del Estado que no turne el acuerdo aprobado hace 12 días para que sea publicado en el Periódico Oficial del Gobierno del Estado, queremos que no proceda porque afecta a la ciudadanía, lo que queremos es que esto pare porque al descentralizar el servicio y ponerlo en un organismo habrá escasez del agua en las comunidades”, explicaron.

Incluso, explicaron que el Ayuntamiento de Totolac pretende establecer las oficinas de la Capamt en la comunidad de Ocotelulco, de donde es originario el alcalde, y sacar esa oficina del edificio de la Presidencia Municipal ubicada en la cabecera, y agregaron que con eso temen que haya un incremento a la cuota por el servicio que actualmente es de 60 pesos mensuales por una toma doméstica.