Humberto Rojas Landa, medico de profesión,  era conocido en Puebla como “Dr. Cosquillas”, quien como voluntario visitaba a niños en hospitales para hacerlos reír.

Ayer viernes murió, luego de recibir un disparo en la cabeza durante asalto en un club de nutrición de la colonia Chula Vista.  Se enfrentó a los delincuentes para defender a una mujer.

Humberto de 51 años de edad, también era conocido como el payaso Solecito, y encabezaba a un grupo de payasos terapéuticos.

Visitaba hospitales además de que hacía eventos para todo público para dar a conocer el derecho a jugar y a reír.

"El trabajo del Dr. Cosquillas es llevar alegría juego y diversión a lugares donde hay mucho dolor, sufrimiento, olvido, tragedia, la muerte misma", dijo alguna vez.



El crimen ha generado indignación en la sociedad poblana que colaboró con él en diferentes evento, desde agrupaciones medicas, familiares de niños enfermos, así como el sector de teatro y marionetas.

Todos se unen a exigir a las autoridades castigo para el criminal que lo hirió de muerte y que logró escapar de la zona donde perpetró el asalto violento.







Se ha difundido un video donde se observa a la persona que disparó.