Padres de familia y alumnos del Colegio de Estudios Científicos y Tecnológicos del estado de Tlaxcala (Cecyte) 22 de El Rosario, municipio de Tlaxco, acudieron este día a Palacio de Gobierno para sostener una reunión con el Secretario de Educación Pública del Estado (SEPE), Florentino Domínguez Ordoñez para conseguir la clave de funcionamiento del plantel con ello dar certidumbre a 120 estudiantes inscritos.

En entrevista, el dirigente estatal del Movimiento Antorchista en Tlaxcala, José Orlando Isidro Ramos explicó que acudieron a la cita que hicieron las autoridades para este 14 de octubre; pero al llegar a Palacio de Gobierno fueron notificados que también fue citada una comisión de padres de familia del plantel del Instituto de Capacitación para el Trabajo del Estado de Tlaxcala (Icatlax), ubicado en la cabecera del municipio de Tlaxco, donde fue trasladada la clave del Cecyte, lo que provocó molestia por parte de los Antorchistas.

Y es que dijeron que la reunión estaba pactada pero para los de la comunidad de El Rosario, y tal parece que el Gobierno del Estado quiere generar un ambiente de confrontación con los habitantes del mismo municipio al reunirlos en una misma sede a la misma hora, por lo que prevén que será difícil así llegar a un acuerdo respecto al reconocimiento oficial del plantel de El Rosario y con ello de sus alumnos.

“Vamos a escuchar en qué sentido fueron convocados ellos (los del plantel del Icatlax), son gente de la misma comunidad y me parece que también les asiste el derecho a la educación, vamos a hacer lo posible por que se lleve a cabo la reunión porque nos interesa que este problema se solucione”, destacó Isidro Ramos.

Por lo pronto, comentó que con la falta de la clave para el plantel de El Rosario están poniendo en riesgo la educación media superior de aproximadamente 120 jóvenes, y 20 que egresaron del Cecyte 22 y que presentaron y aprobaron el examen de admisión en universidades públicas, pero que están en incertidumbre porque resulta que sus estudios no son reconocidos porque el plantel no cuenta con una clave.

“De los que ingresaron a la universidad y que están exigiendo su documentación estamos hablando de 20 a 22 es una situación que pone en riesgo su seguimiento académico, pero no solo son ellos también todos los demás jóvenes que han cursado los demás semestres y de los otros jóvenes también, tenemos mucha incertidumbre por los demás jóvenes que están esperando el nuevo ingreso, la verdad si son una fuerte cantidad, además podemos decir que también están afectando a la jóvenes que acudieron a la nueva sede de Icatlax porque a ellos las condiciones económicas no están para hacer gastos por el cambio irregular de la clave”, subrayó.