En Tlaxcala, un 12 por ciento de los embarazos registrados de enero a julio de 2019 se presentaron en niñas de 10 a 14 años con 339 reportó el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS); es decir: de un total de 2 mil 830 casos de embarazos, 339 fueron en menores de edad. 

La situación ya encendió el 'foco rojo' en la delegación Tlaxcala, porque la alza refleja una baja efectividad en la aplicación de los planes y programas, pero además de un crecimiento en casos relacionados con el abuso sexual.

En conferencia de prensa, el actual encargo de la oficina de representación del IMSS en Tlaxcala, Gabriel Pérez Corona y el Jefe de Prestaciones de la Delegación Bruno Hernández, dieron a conocer que de las 16 UMF solo en dos hay indicadores en color ‘verde’, que significa que la incidencia de embarazo en niñas es menor y son las de Santa Cruz Tlaxcala y Apizaco, con cinco y 43 casos, respectivamente, en los primeros siete meses del año.

Mientras que las UMF con indicadores en color ‘rojo’ están: Tlaxcala, Contla, San Pablo del Monte, Xicohtzinco, Zacatelco, Panzacola, Apizaco, Huamantla, Tlaxco, Nanacamilpa, Calpulalpan, y Teolocholco, con 60, 4, 21, 9, 39, 16, 27, 25, 12, 4, 13 y 15, casos de embarazo en adolescentes, respectivamente.

Y tan solo, en los indicadores del mes de julio de 2019, el IMSS detectó 38 casos de niñas embarazadas, lo que representa el 10.2 por ciento del total de los casos de mujeres en gestación que fue de 372.

Sobre esos registros, Gabriel Pérez subrayó que “no es un tema menor, los adultos están forzados a hacerle caso a los niños, existe abuso sexual, debemos tener cuidado para que esto no suceda porque detrás de estos embarazos en su gran mayoría son forzados son contra la voluntad y después son tolerados porque no son escuchados ni salvaguardados por la familia, la familia debe cerrar filas”.

Agregó que en el 75 por ciento de los casos de abuso sexual son cometidos por los miembros más cercanos a la familia, por eso llamó a tener más cuidado con quienes dejan encargados a los menores de edad para evitar que ese entorno de cuidado se convierta en un riesgo para la integridad de la niña o niño.

Además, el encargado de la oficina de representación del IMSS en la entidad recomendó a mamás y papás mantener una buena comunicación con sus hijos e hijas y advertirles que nadie puede tocarlos ni hacerlos sentir incomodos.

“En un mes tener casi cuarenta casos no es tema menor y en siete meses casi 340 casos no es tema menor, estamos en un índice rojo lo cual nos pone claramente que no estamos conteniendo la sexualidad forzada, ninguna niña a los 10 años tiene deseos sexuales, tenemos niñas que han tenido a sus hijos a los 10 años son niñas jugando con sus niños”, agregó.