La madre de familia Caro Daniela Díaz Sánchez, hizo una denuncia pública en contra de la Jueza de lo Familiar del Distrito de Cuauhtémoc, Juanita Munguía Herrera, por presuntamente incurrir en tráfico de influencias a favor del padre de su hijo, pues actualmente la pareja atraviesa por un juicio que mantiene la disputa familiar por la patria potestad de una bebé de seis meses.

De manera particular particular promovió una queja ante el Consejo de la Judicatura del Estado (CJE), para se conozca de los posibles actos de corrupción en que ella ha incurrido y se le pueda sancionar.

Y es que la mujer acompañada de familiares que portaban pancartas con reproches, denunció que sin mediar estudios médicos ni psicológicos, determinó quitarle la custodia de la menor y pedir la intervención del DIF Estatal para atender sus necesidades.

“El DIF de la nada procedió a quitarme a mi hija, nunca presentó documentos médicos que justificaran las acciones que se estaban tomando, lamento la actitud de las autoridades estatales y de la Juez, la niña me la arrebataron diciendo que presentaba desnutrición, eso es mentira, desde luego que eso no es verdad, la niña está bien y la tenía bien cuidada porque es mi hija”, señaló.

De acuerdo con su abogado, Carlos Romero Mendieta, el padre de la menor, Pedro Díaz Serrano, ha incurrido en tráfico de influencias para tener de su lado a la juzgadora y no descartó incluso que se haya corrompido económicamente, pues ha pretendido sin justificación legal alguna otorgarle a él la custodia e incluso se han reunido fuera de las oficinas de Ciudad Judicial.