El Tribunal de Enjuiciamiento declaró culpable al exchofer de Cabify, Ricardo Alexis N., del feminicidio de Mara Fernanda Castilla Miranda, ocurrido en septiembre de 2017; será el próximo lunes 12 de abril cuando se dicte la sentencia.

En entrevista, posterior a la audiencia celebrada en la Casa de Justicia de Puebla, Gabriela Miranda López y José Alejandro Castilla Castañeda, padres de Mara, estudiante de la Upaep, celebraron el fallo, pues a 3 años y medio de los hechos por fin se está haciendo justicia.

LEER TAMBIÉN
Inicia juicio oral del feminicidio de Mara Fernanda para definir sentencia de Ricardo Alexis El 4 de octubre de 2017, el conductor fue vinculado a proceso

Explicaron que el próximo lunes se dictará la sentencia, la cual pidieron sea ejemplar, pues la pena corporal es de 40 años a 60 años de cárcel y la reparación del daño a los familiares de la víctima.

“Por fin estamos respirando justicia, nada nos va devolver la vida de nuestra hija y desde que la perdimos fue en lo que nos enfocamos a encontrar justicia y ahora ya la tenemos”, señaló Gabriela Miranda.  

Los padres de Mara señalaron que los principales elementos para que los jueces del Tribunal de Enjuiciamiento determinaran la culpabilidad de Ricardo Alexis N., fueron una prueba de ADN, pues encontraron semen de él en la ropa de Mara, las sábanas en que fue envuelto el cuerpo de su hija, así como los videos de cámaras de seguridad del fraccionamiento Torres de Mayorazgo y los del motel del Sur.

LEER ADEMÁS: Detienen en Tlaxcala a chofer de Cabify por desaparición de Mara Castilla 

Mara tenía 19 años de edad, a su corta edad dejó su natal Xalapa, Veracruz para estudiar en la Universidad Popular Autónoma del Estado de Puebla (UPAEP) la carrera de Ciencias Políticas. La joven fue encontrada sin vida el 15 de septiembre del 2017.

La última persona de su familia que supo sobre ella fue su hermana mayor, Karen, quien se enteró de que Mara se encontraba en el retén policial de alcoholímetro con sus amigos con los que había ido a un antro en la zona de Cholula.

A las 5:06 Mara abordó la unidad de Cabify, 40 minutos después el vehículo llegó a la dirección indicada; sin embargo, Mara no descendió.

Tras este hecho y ante las protestas de estudiantes, el 18 de septiembre de 2017, el gobierno de Puebla le retiró el permiso de operación a la empresa Cabify, ya que la investigación de la Fiscalía mostró que el conductor fue contratado pese a haber sido despedido previamente de Uber por comportamiento indebido.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR Detienen en Tlaxcala a chofer de Cabify por desaparición de Mara Castilla