Como parte de las acciones para combatir el robo de vehículos, oficiales de la Policía de Investigación adscritos a la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) recuperaron dos unidades que fueron reportadas como robadas, por lo que fueron puestas a disposición del Agente del Ministerio Público para continuar con las indagatorias correspondientes.

El primer hecho se desarrolló cuando los oficiales realizaban recorridos de vigilancia en la carretera México-Veracruz a la altura del municipio de Huamantla y observaron una camioneta marca Dodge, tipo RAM, modelo 2004, color negro. Por lo que al realizar una revisión de las características de la unidad se percataron que el número de serie presentaba alteraciones.

En otra acción distinta los investigadores al circular sobre la carretera Vía Corta Santa Ana Chiautempan-Puebla, a la altura del municipio de San Pablo del Monte, localizaron en calidad de abandonado un tracto camión marca Freightliner, con caja seca color blanco.

Por lo que al indagar la situación que prevalecía, los investigadores realizaron una revisión de la unidad, la cual al ingresar información a las diferentes bases de datos de la dependencia arrojó como resultado que cuenta con reporte de robo vigente, ya que perdió su ruta en la carretera Arco Norte a la altura del municipio de Calpulalpan.

Por lo anterior, ambas unidades quedaron a disposición del Agente del Ministerio Público Especializado en Robo de Vehículos para los trámites correspondientes y para su posterior devolución. Así, la Procuraduría de Tlaxcala garantiza fincar responsabilidades con estricto apego a derecho en contra de actos sospechosos para erradicar conductas que laceren la integridad de las familias tlaxcaltecas.