La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha precalificado por primera vez una vacuna contra el ébola, lo que significa que ha confirmado que cumple con sus estándares establecidos de calidad, seguridad y eficacia, siendo el proceso de precalificación de vacunas "más rápido" realizado hasta la fecha por el organismo.

Esta decisión va a ayudar a acelerar la licencia, el acceso y la comercialización de la vacuna en los países que tienen un mayor riesgo de brote de ébola. De esta forma, las agencias de Naciones Unidas y la Alianza de Vacunas ya podrían adquirir este tratamiento basándose en la recomendación de la OMS.

"Este es un paso histórico para garantizar que las personas que más lo necesitan pueden acceder a esta vacuna para salvar sus vidas. Hace cinco años no teníamos ni vacunas ni terapias contra el ébola y, ahora, la enfermedad se puede prevenir y tratar gracias a una vacuna precalificada y a las terapias experimentales", ha aseverado el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.


La vacuna contra el ébola, denominada 'Ervebo' y fabricada por MSD (compañía conocida como Merck en Estados Unidos y Canadá), ha demostrado eficacia en la protección contra la variante zaire del virus del ébola y, además, ha sido ya recomendada por el Grupo de Expertos de Asesoramiento Estratégico de la OMS (SAGE) para las vacunas. La decisión es un paso hacia una mayor disponibilidad de la vacuna en el futuro, aunque las dosis autorizadas solo estarán disponibles a mediados de 2020.