A bordo de autobuses y en un megaoperativo, los diputados viajaron a una sede alteran para revisar, discutir y votar el Presupuesto Federal 2020.

El operativo encapsuló a los manifestantes que han impedido los trabajos legislativos, y el cierre de calles para poder sacar los autobuses para lo que se utilizaron carriles del Metrobús.

A los legisladores los citaron en un hotel de Paseo de la Reforma, de donde se trasladaron en seis autobuses hacía el Centro Bancomer, en Santa Fe. Durante el recorrido se desactivaron semáforos para poder pasar rápidamente.

Luego los diputados presumieron su escape.





El dispositivo incluyo el cierre de la estación Candelaria del Metro, en las líneas 1 y 4, así como la suspensión del servicio del Metrobús en la estación San Lázaro, de la Línea 5.

El Centro Bancomer, en Santa Fe, también fue blindado ante eventuales protestas, las cuales afectan San Lázaro desde el 11 de noviembre.

Policías federales encapsularon a los campesinos que permanecían en plantón en San Lázaro y cerraron Lorenzo Boturini, así como Sidar y Rovirosa, de Eje 2 Oriente a Cecilio Robelo, para evitar que estos sugieran a los legisladores.