Durante los días 8 y 9 de agosto, Tokli Educación Ambiental y Eco Filter México lograron recolectar alrededor de 24 mil colillas de cigarro a través de la edición #QuédateEnCasa del primer Colillatón del año 2020, con esa acción de reciclaje durante la pandemia por COVID19 se logra evitar la contaminación principalmente del agua.

Eso lo hicieron posible voluntariado, amigos, y agentes de cambio que colaboraron con Tokli Educación Ambiental y Eco Filter México, para acudir a los hogares, comercios y espacios públicos para reciclar las colillas de cigarrillo en la capital de Puebla y Tlaxcala.

En ese sentido, la fundadora de Tokli, Hilda Margarita Castro Cuamatzi informó que en esta primera edición del Colillatón en su modalidad de atención a domicilio por las condiciones generadas por la pandemia de coronavirus, lograron visitar más de 19 puntos entre Tlaxcala y Puebla capital para reciclar colillas de cigarros que había sido reunidas en hogares o establecimientos, sumando un total de 10 kilos de ese tipo de residuos que contienen hasta 7 mil agentes tóxicos.

En esa actividad también participó el biólogo Leopoldo Benítez de Eco Filter México, organización que calcula que por cada kilo de colillas hay 2 mil 400 colillas, aproximadamente, con esa base se calcula que en el Colillatón #QuédateEnCasa del pasado fin de semana fueron recicladas 24 mil colillas.

Además en ese ejercicio para incentivar el manejo de adecuado de las colillas de cigarro se entregaron 22 ceniceros portátiles para que no tiren las colillas de cigarros al piso o en los espacios públicos, así como 20 macetas que sustituyen al plástico, ambos obsequios están creadas con las mismas colillas de cigarros, pero ya recicladas, que son sometidas a un proceso con un potente hongo que degrada las colillas, les quita los agentes tóxicos para transformarlas en papel.

Hilda Margarita Castro, agregó que los cuatro colillatones que Tokli ha llevado a cabo en Tlaxcala desde el año pasado a la fecha se reciclaron un total de 42 kilos de colillas de cigarro, alrededor de 100 mil 800 unidades aproximadamente, las cuales fueron entregadas a Eco Filter para que sean transformadas en macetas, papel, y otros productos útiles, de esa manera dejar de contaminar mantos acuíferos en la entidad.

Recordó que comúnmente las colillas de cigarro son abandonadas por las y los fumadores en basureros, en las calles, macetas, jardineras, bosques, playas, entre otros lugares, convirtiéndose en factor de contaminación de millones de litros de agua potable, ya que las colillas contienen más de 7 mil sustancias, entre ellas cadmio, alquitrán, tolueno o arsénico que se pueden filtrar a los mantos acuíferos.