23 de los 32 servidores de la Nación que son parte de las brigadas de vacunación contra el COVID19, han sido inoculados contra el nuevo coronavirus sin que sean parte del personal médico de primera línea que enfrenta la pandemia en los ocho hospitales en Tlaxcala.

A pesar de la polémica que se generó por la integración de estos trabajadores del Gobierno Federal a la aplicación de las primeras dosis de la vacuna contra la COVID19, el delegado estatal de Programas Integrales para el Desarrollo en Tlaxcala, Carlos Luna Vázquez consideró que la instrucción del presidente de la República “fue una buena acción”, ya que el mandatario se preocupó porque este personal que integra las brigadas de vacunación por lo que están en las áreas COVID estén protegidos contra contagios.

“La instrucción fue que primero se vacunará al personal médico que está en primera línea de atención y si sobraban serían contemplados, esa fue la instrucción que se ha venido respetando. La Guardia Nacional lleva un control nosotros también llevamos un control y el director de cada hospital lleva la lista de quienes se van a vacunar”, declaró.

En entrevista para Urbano Noticias, el delegado federal informó que en Tlaxcala hay ocho brigadas, una por cada hospital de atención COVID, en las que están integrados cuatro servidores de la Nación, haciendo un total de 32 personas, de las cuales 23 ya han recibido la primera dosis del biológico de Pfizer-BioNTech.

Al respecto explicó que “se vacunaron algunos servidores de la Nación, de hecho no son todos sino los que están en la brigadas en total se han vacunado siete del programa Jóvenes Construyendo el Futuro, seis servidores de la Nación y 10 personas de las Becas Benito Juárez”, el resto de los funcionarios recibirán la vacuna contra COVID si hay disponibilidad de dosis después de cumplir con la inoculación de personal de salud.

Carlos Luna subrayó que la prioridad son los trabajadores de la salud en el proceso de aplicación de la vacuna quienes laboran en ocho hospitales reconvertidos que son: el Hospital Regional “Emilio Sánchez Piedras”, el Hospital General de San Pablo del Monte, el Hospital General de Nativitas y el Hospital General de Huamantla, del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) Hospital de Apizaco, Clínica 8 y el Hospital General de Zona; y el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (Issste).