Yaz, menor de edad que sufrió violencia intrafamiliar, rechazó ver a su madre Alejandra Viridiana N., incluso se alteró cuando le informaron de dicho encuentro, informó el gobernador de Puebla, Miguel Barbosa Huerta.

En conferencia de prensa virtual, el mandatario señaló que la Secretaría de Gobernación (Segob) estatal cumplió con las gestiones y logró el permiso para una visita de cuatro horas a la madre de la menor, que se encuentra detenida en el penal de San Miguel, acusada por los delitos de violencia familiar y abandono de persona.

No obstante, dijo que cuando la noticia le fue comunicada a Yaz, la niña se alteró, por lo que médicos del IMSS y psicólogos de la Fiscalía General del Estado de Puebla (FGE) advirtieron que esta reunión no era benéfica para la salud física y emocional de la infante.

“La Fiscalía con psicólogos advirtieron de algunos problemas cuando le avisaron a Yatziri que su mamá iba a verla, no quiso recibirla, tuvo reacciones de alteración, de muchos de sus síntomas, frecuencia cardiaca y demás cosas y rechazó recibirla”, expresó.

En su intervención, el secretario de Salud estatal, José Antonio Martínez García informó que la niña sigue con aseos quirúrgicos y este miércoles inició con una dieta elemental que ya ingiere por la boca, sin embargo Yaz sigue grave.