La desaparecida Procuraduría General de la República (PGR) en sus delegaciones de Puebla y Tlaxcala, no consignó a un juez  98.6 y 94.1 por ciento de las averiguaciones previas que se abrieron por delitos federales, determinó una revisión de la Auditoría Superior de la Federación (ASF) al último año del sexenio de Enrique Peña Nieto (2018).

En el caso de la delegación de Puebla el Ministerio Público Federal (MPF) recibió mil 35 averiguaciones previas de las que solo consignó 9, es decir, 0.9 por ciento del total, mientras que en mil 21 no se ejerció la acción penal, refiere el informe de resultado de la fiscalización superior de la cuenta pública 2018.

En Tlaxcala se registraron 424 averiguaciones previas y en 399 de ellas no se ejerció la acción penal, lo que representa el 94.1 por ciento y solo 8 fueron consignadas, es decir, solo el 1.9 por ciento.

En 2018, el MPF atendió, a nivel nacional, 76 mil 453 averiguaciones previas, de las cuales el 95.1 por ciento, es decir, 58 mil 948 no se ejerció la acción penal y solo 966 se consignaron a los órganos jurisdiccionales, lo que equivale el 1.6 por ciento, .

La ASF advierte que las cifras reportadas en 2018 “evidenciaron que, si bien el Ministerio Público de la Federación atendió el rezago de averiguaciones previas, en cuanto a su despacho, predominó el no ejercicio de la acción penal sobre las consignaciones, lo que redundó en que 9 de cada 10 averiguaciones previas que el MPF despachó no llegaran ante una autoridad jurisdiccional.”