En los meses febrero y marzo aumenta la sequía, por lo que es conveniente abstenerse a realizar quemas agrícolas y provocar daños a la naturaleza, sostuvo el director de Protección Civil del municipio de Tlaxcala, Julio Blanco Badillo.

Refrió que en los últimos días la constante ha sido el reporte de este tipo de incidentes, donde, desafortunadamente no hay responsables que enfrenten las consecuencias.

“Los vientos que se presentan en estos días, hacen que la quema de basura, desechos plásticos y quemas agrícolas que realizan las personas a campo abierto, provocan la propagación de los incendios que pueden poner en riesgo la integridad de los tlaxcaltecas”, refirió.

Por lo antes mencionado, el funcionario municipal, recomendó a la población y agricultores de la entidad tlaxcalteca que eviten hacer quemas al aire libre porque las condiciones de la temporada pueden ocasionar que se magnifique.

“El humo que despide este tipo de incendios también podría provocar accidentes en las carreteras, sobre todo cuando el incidente se registra en las orillas de las vías de comunicación, ya que la falta de visibilidad generaría problemas negativos”, puntualizó.