En un mundo con distintas opciones musicales en donde la inclinación hacia los sonidos urbanos se ha convertido en una tendencia entre muchos artistas, hay otros que quieren darle su espacio y, principalmente su lugar, a géneros como la cumbia que representan parte de la cultura mexicana.

En este sentido el cantautor Juan Solo no dudó ni un instante en unir su talento y su esfuerzo con Raymix, el llamado Rey de la electrocumbia, para una producción que hiciera disfrutar y bailar a la gente y que representara la cultura mexicana.

“Son de esos ritmos que desconectan la emoción de la razón, es decir, empieza una cumbia en cualquier lugar y la pista de baile se llena, después podrán poner otra cosa e igual los que estamos más viejillos nos vamos a sentar. Pero en la cumbia estamos todos desde la abuelita, los niños y los adolescentes. Es un ritmo del cual ya somos parte de la cultura mexicana y lo tenemos en el ADN de alguna manera”, comentó.

“Es un ritmo que se vuelve parte de nosotros por haber nacido aquí e incluso el baile y todo se convierte en algo que sabemos hacer. Yo no me acuerdo que nadie me haya dicho te voy a enseñar a bailar cumbia pero lo sé hacer. Todo este movimiento lo ha encabezado Raymix, obviamente Los Ángeles Azules y otros grupos como Súper Lamas. Son artistas que han formado por años parte de la cultura y que voltearon a ver las grandes canciones que tenían y decidieron darles una refrescada”, señaló Juan Solo a Excélsior en entrevista vía Zoom.

Por su parte Raymix, quien se ha convertido en un embajador de la cumbia tras haber dejado su oportunidad en la NASA para dedicarse a la música, coincide con Juan en que la cumbia forma parte de la cultura mexicana desde hace mucho tiempo.

Para el conocido como el Rey de la electrocumbia el género es algo que ha pasado de una generación a otra convirtiéndose en parte de la mexicanidad.

“La cumbia es parte de nosotros, de lo que somos y es uno de los géneros que también nos representan fuera de México. A mí me gusta mucho, me gusta su sonido y lo que te hace sentir que hasta te dan ganas de bailar.

“Cuando una pareja escucha una cumbia y se pone a bailar está expresando algo a través de su lenguaje corporal. Se comunican sin palabras y eso es parte de lo que a mí me encante de la cumbia, ese poder que tiene para que sin importar el lenguaje se conecte a las personas”, señaló.

Como parte de esta idea fue como surgió Masoquista, el tema en el que Solo y Raymix demostraron que dos mundos que parecía poco probable que se mezclaran –como la cumbia y la balada romántica- se conjuntaron para hacer un tema digno de representación del amor por nuestro país.

“En mi repertorio tengo una canción que se llama Ámame, que también es una cumbia y la escribí con Mon Laferte hace unos siete años. Desde que salió me ha permitido pisar muchísimos escenarios, tenía ganas de refrescar un poco mi repertorio a nivel de este ritmo que también me había dado mucho. Llegué a casa de Raymix y le enseñé la canción y de inmediato se entusiasmó para hacerla”, comentó.

“Ray es una persona muy talentosa. Es como un geniecillo y cuando comenzó a meterle mano y el ritmo me súper emocioné porque era súper bonito para mí poder ver como una de mis rolas podía vivir en el mundo de la electrocumbia. “Decidimos hacer un video que tuviera este encuentro de los dos mundos y creo que lo logramos. Lo dirigieron los Broducers y ayudaron mucho a dar esta textura setentera de la cumbia y darle un ello muy mexicano porque eso también es muy importante”, compartió.