El ajuste de horarios en los comercios, el aforo máximo del 30 por ciento en los establecimientos, y el servicio solo para llevar en los negocios de venta de alimentos, afectarán los ingresos y harán difícil la mantención de empleos, así lo consideró la representación en Tlaxcala de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco).

Sin embargo, los más de 4 mil agremiados en Tlaxcala estarán respetando las medidas adicionales para contener los contagios de COVID19 que fueron emitidas por el Gobierno del Estado el pasado fin de semana.

Al respecto, la representante de la Canaco en Apizaco, Yolanda Domínguez Vázquez consideró que con la entrada en vigor de las nuevas medidas, que incluye reajuste de horarios y aforo del 30 por ciento, habrá una afectación importante al sector, y significará un nuevo retroceso al avance que ya habían registrado durante las fiestas decembrinas, sin embargo consideró que se deben acatar las medidas acordadas por el Consejo Estatal de Salud para proteger la salud y la vida de la población.

Reconoció que hay necesidad de implementar las nuevas medidas y además reforzar el cuidado, higiene y distanciamiento social porque existe un aumento considerable en el número de contagios, hospitalización y decesos a consecuencia del COVID19.

Por ello los más de 4 mil agremiados a la Canaco acataron el horario de cierre a las 19 horas, así como el aforo, lo que sin duda -consideró- les traerá como consecuencia afectación en ventas e ingresos, y eso complicaría mantener empleados.

“No queda más que acatar las medidas ya que si seguimos en lo mismo, esto nunca se va a terminar”, recalcó. Dijo que los comercios que más afectaciones tendrán serán aquellos con giros considerados no esenciales como son tiendas de venta de ropa, zapatos, muebles, utensilios de cocina y hogar, tiendas de regalos, papelerías, entre otros.