El piloto español Fernando Alonso vuelve a la Fórmula 1 de la mano del equipo Renault, donde ya militó durante dos etapas (2003-06 y 2008-09) y que este miércoles ha confirmado su vuelta para 2021, cuando ocupará la vacante de Daniel Ricciardo y formará pareja con Esteban Ocon.

Alonso, que logró sus dos títulos mundiales con el equipo francés, llevaba fuera de la F1 desde 2018, cuando cerró su segunda etapa en McLaren, y acompañará a Carlos Sainz como representación española en la parrilla. Renault no ha detallado la duración del acuerdo con el asturiano, que cumplirá 39 años dentro de tres semanas.

Alonso abandonó la F1 en 2018 con un balance de 314 Grandes Premios, 32 victorias, 22 'pole positions' y 97 podios en sus 17 años de competición, en los que sobresalen los títulos mundiales de 2005 y 2006 y un triple subcampeonato con Ferrari.

Tras estos magníficos números se escondía también el sinsabor de despedirse del 'gran circo' sin haber sumado una victoria desde la temporada 2013, en el Gran Premio de España en Montmeló, y sin haber subido al podio desde el Gran Premio de Hungría de 2014. En total, 1.899 puntos acumulados, pero sólo 132 en sus últimas cuatro campañas con McLaren.

El ovetense devolvió la emoción en España por la F1 cuando aterrizó en 2001 al volante de un Minardi, con 19 años, 'propiedad' de Renault y señalado como una apuesta para el futuro. Fue duodécimo en Australia y cerró aquel año sin poder puntuar, pasando al siguiente a ser probador de la marca del rombo para 'madurarle'.

La maniobra le salió bien a Flavio Briatore y el asturiano volvió a la parrilla en 2003, donde, en plena 'era Michael Schumacher', fue protagonista con su primera victoria, en Hungaroring, además de otros tres podios, entre ellos un segundo puesto en Montmeló. En 2004 siguió progresando y aunque no ganó, ya rozó el podio mundialista (cuarto), paso previo para imponer su dominio en las dos siguientes.

En 2005, Fernando Alonso entró en la historia del deporte español con el primero de sus dos títulos mundiales, siendo entonces el más joven en lograrlo con 24 años. Ni siquiera tuvo que esperar al final, coronándose en Brasil, dos carreras antes, y por delante de Kimi Raikkonen (McLaren-Mercedes).

Pero más emocionante fue al año siguiente, sobre todo porque su rival era el mismísimo 'Kaiser' Schumacher y su Ferrari. El español supo mantener los nervios de acero ante el alemán, siete veces campeón del mundo y que jugó todas sus bazas.

Las victorias del germano en Monza y China, más el abandono del asturiano en Italia, lo apretó todo a falta de dos carreras, pero la avería del 'bólido rojo' en Japón acabó con la resistencia de 'Schumi', aunque el ovetense tuvo que sentenciar en Brasil.