El F.C. Barcelona no pudo pasar del 0-0 ante el S.K. Slavia Praga checo, en el partido disputado este martes correspondiente a la cuarta fecha de la fase de grupos de la Liga de Campeones.

Además del mal juego mostrado por el equipo dirigido por Ernesto Valverde, el encuentro fue criticado por una supuesta falta de conexión entre dos de las estrellas azulgranas: Lionel Messi y Antoine Griezmann.

A la media hora de juego, el Barcelona pudo adelantarse en el marcador tras un contragolpe. Messi recibió el balón sobre la línea del medio campo y avanzó por la banda derecha, llevándose la marca de tres jugadores rivales. Cuando llegó al área del Slavia el argentino se perfiló y sacó un remate con su pierna izquierda, pero la pelota pegó en la escuadra de la portería.

Griezmann se encontraba en el otro costado del área, libre de marca y en posición válida, pero Lionel decidió rematar por su cuenta. Esta es una de las jugadas más letales del argentino y en varias ocasiones el balón ha terminado en las redes.

Sin embargo, el hecho ha sido criticado por los aficionados y medios internacionales, que consideran que Messi debió pasar el esférico al francés. El diario Marca reporta que una de las razones de los malos resultados del Barcelona esta temporada se debe precisamente a la falta de conexión entre ambos futbolistas.

Dicha jugada también fue blanco de burlas en las redes sociales, donde algunos usuarios se mofaron del francés, quien aún no ha podido rendir en su nuevo equipo, mientras que otros critican la actitud del argentino.